Ibercaja y CAI renuevan su colaboración con Fundación Cáritas Chavicar para facilitar la inserción sociolaboral

Ibercaja-caritas-empleo-chavicar_webLas fundaciones de Ibercaja y CAI firmaron el 15 de junio su convenio de colaboración con Cáritas Aragón-La Rioja, según el cual aportarán un total de 100.000 euros al programa “Sumando empleo”. A través de él se desarrollarán actuaciones de formación, orientación laboral y creación de empleo social. Esta apuesta contribuirá a generar puestos de trabajo entre personas en situación o riesgo de exclusión social, quienes de otra forma tendrían muy difícil el acceso al mercado laboral y a una vida normalizada. En el caso de La Rioja, Fundación Cáritas Chavicar es el recurso de inserción laboral con el que cuenta Cáritas La Rioja, y será, por tanto, el que forme parte de este programa. En concreto, por este convenio se recibirá un importe de 13.760 euros.

Así, según el convenio, la colaboración con Fundación Cáritas Chavicar se dirige a actividades dirigidas a favorecer la inserción sociolaboral de personas excluidas socialmente, a través de un proyecto integral e individualizado de formación laboral que les permita adquirir los hábitos laborales y las competencias profesionales que necesitan para incorporarse al mundo laboral. Más en detalle, se incluyen en el convenio el servicio de acogida y orientación sociolaboral, la formación laboral, la Agencia de Colocación-Mediación Laboral, el seguimiento…

Diversos ámbitos de acción

Carlos Sauras, presidente de Cáritas Aragón-La Rioja, María González, directora de la Obra Social de la Fundación Caja Inmaculada, y Juan Carlos Sánchez, jefe de la Obra Social de Ibercaja, fueron quienes presentaron ayer en Zaragoza el convenio de colaboración.

El desarrollo de ‘Sumando Empleo’ en el que participan Cáritas Diocesana de Zaragoza, Cáritas Huesca, Cáritas Teruel-Albarracín, Cáritas Barbastro-Monzón, Cáritas Tarazona y Cáritas La Rioja se materializará en las siguientes acciones:

1. Economía Social: creación de puestos de trabajo en la estructura de la propia Cáritas, mediante la suscripción de contratos de inserción, con el fin de proporcionar experiencia laboral a participantes que han pasado por las diferentes fases de los proyectos.

2. Empresas de Inserción y Centros Especiales de Empleo: con un doble carácter social y mercantil, son gestionadas por Cáritas como estructura de inserción para personas que no pueden acceder al mercado de trabajo de forma directa. En este apartado, la ayuda de Fundación Caja Inmaculada y Fundación Bancaria Ibercaja se destinará a las empresas y talleres de inserción laboral de Cáritas.

3. Agencias de colocación: debidamente homologadas, realizan funciones de intermediación, entre ofertas y demandas de trabajo.

4. Formación para el empleo y orientación laboral: como proceso de apoyo complementario desde el punto de vista de la formación.

322 personas se insertaron en 2015

En 2015, la colaboración entre las tres entidades favoreció la inserción de 322 personas, de las cuales 167 procedían de las diócesis aragonesas y 155 de La Rioja. Todos los beneficiarios eran hombres y mujeres mayores de edad, con escasa o mula formación, poca experiencia laboral o mucha inestabilidad, y largos periodos de desempleo y en la mayoría de los casos con cargas familiares.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies